Cómo elegir el papel fotográfico adecuado para tus impresiones

¿Qué-papel-es-mejor-para-imprimir-tus-fotos?-Brillo-o-mate

Cómo elegir el papel fotográfico perfecto 

El papel fotográfico está diseñado para producir una imagen de alta calidad en un intento de reproducir lo mejor posible la fotografía que estamos imprimiendo. En esta guía  te explico cómo distinguir y cómo elegir un papel fotográfico para la impresión digital de alta calidad. Y te recomiendo además la Imprenta online Marca Print para tus impresiones fotográficas.

Diferencias entre el papel normal y el papel fotográfico

 El papel fotográfico, como su nombre indica, está especialmente diseñado para la impresión de fotografías o imágenes. Hay varios elementos que confieren al papel fotográfico una mayor calidad que el resto de los papeles utilizados en la impresión. 

La reproducción lograda en un papel fotográfico es mucho más precisa en términos de definición, fidelidad del color y durabilidad. Sin embargo, no todos los tipos de papel para fotografía consiguen el mismo efecto. De hecho, cada tipo de papel da a la imagen un tono y un resultado particulares.

Qué cosa es el papel fotográfico profesional 

El papel fotográfico es un tipo de papel de alta calidad destinado a la impresión de fotos, ilustraciones, dibujos y todo tipo de documentos que requieran un papel brillante o mate. Por término medio, este papel es más pesado y grueso que la resma estándar, por lo que su coste es ligeramente superior. Por otro lado, el coste de la impresión fotográfica ha bajado considerablemente desde la difusión de los medios digitales, por lo que hoy en día imprimir unas cuantas fotos de buena calidad está al alcance de todos.

¿Qué-es-papel-fotográfico?

Cuáles son los distintos tipos de papel fotográfico 

El papel puede diferenciarse según distintos criterios: tamaño, grosor y calidad en primer lugar. En el caso del papel fotográfico, el principal elemento que caracteriza a los distintos tipos de papel es su acabado, según el cual se pueden distinguir al menos tres tipos más comunes de papel fotográfico.

Papel Lucido:

El papel brillante tiene una película de revestimiento a base de polietileno, de ahí el nombre de papel de polietileno. Este tratamiento le confiere un aspecto brillante y luminoso y permite que los colores se sequen muy rápidamente; sin embargo, tiene el inconveniente de que altera la gama de colores y, en particular, la profundidad del negro, y el papel brillante es el menos resistente de todos los papeles fotográficos.

El papel brillante es el más utilizado por los usuarios aficionados. Esto se debe a la capacidad del papel para mostrar negros profundos con colores saturados y vibrantes que hacen que las imágenes destaquen. El problema de los papeles brillantes es que, cuando se ven de lado o con mucha luz, parte de la imagen no será visible debido al reflejo en la superficie.

Papel Mate:

El papel mate se caracteriza por la ausencia de reflexiones. La anchura de la gama es menor que la de un papel brillante, al igual que la profundidad del negro en condiciones de plena luz. sin embargo, este tipo de papel, hace que los cambios tonales matizados ofrezcan las mejores condiciones bajo una iluminación baja o media. Esto hace que el papel mate sea especialmente atractivo para imprimir exposiciones fotográficas.

El papel mate se trata con sulfato de bario, por lo que también se llama papel baritado. Esto da a la impresión una nitidez y una riqueza de color particulares, lo que la hace perfecta para impresiones profesionales y artísticas. Sin embargo, tiene la desventaja de que absorbe mucho durante la impresión y tiene un largo tiempo de secado, y el hecho de no estar laminado también hace que sea más difícil de almacenar y manejar.

Papel de pergamino:

El papel de pergamino se somete a un tratamiento químico especial con ácido sulfúrico, que lo hace especialmente resistente al desgarro y a la humedad. Por eso se utiliza mucho en la cocina, pero también en el bricolaje, para crear pantallas de lámparas y diversos tipos de decoraciones. 

En el ámbito profesional, las resmas de papel pergamino pueden utilizarse para imprimir documentos especialmente importantes que deben perdurar en el tiempo, como un diploma o un certificado de asistencia, también porque este papel tiene la característica de dar un aspecto más elegante y refinado a su contenido.

Papel semimate, satinado, brillante y perlado

El papel semimate (también llamado satinado, lustre, perlado) ofrece una superficie intermedia entre la brillante y la mate. Esto garantiza un papel con una excelente gama de blanco a negro y excelentes colores. Este equilibrio hace que sea una opción muy popular para muchos fotógrafos. La imagen puede verse claramente desde un ángulo más amplio y se ve menos afectada por las condiciones de luz brillante. Si enmarcamos la foto con un cristal protector, el papel satinado es más adecuado que el papel brillante.

Papel metálico

El papel metálico proporciona un efecto nacarado que añade brillo a tus imágenes. El acabado metálico da una calidez y profundidad vibrantes. Sin embargo, el papel metálico es muy reflectante, por lo que es mejor enmarcarlo sin cristal y sólo es ideal para ciertos tipos de fotos. La superficie metálica hace que este papel sea muy duradero.

Papel macro-micro y nanoporoso

Papeles macro-micro y nanoporosos: La construcción de estos tres tipos de papel es similar, ya que todos tienen pequeños poros que absorben la tinta. La sustancia química de la capa receptora contiene poros que alojan la tinta. Esto permite un secado rápido en cuanto la copia sale de la impresora. La tecnología de microporos y nanoporos produce resultados más duraderos y una mejor definición del color que la tecnología Macro.

Papeles de celulosa

Papeles de alfa-celulosa: La alfa-celulosa es una pasta de madera de alta calidad. Son papeles opacos que han sido refinados para eliminar el ácido y la lignina. Este papel se suele utilizar para impresiones artísticas. Menos costosa que la fibra de algodón, la alfa celulosa proporciona a la imagen un tacto más robusto y una larga vida útil.

Papel Rag  (fibra de algodón)

El papel rag (fibra de algodón) suele ser de calidad superior, con una resistencia y durabilidad fantásticas. El papel de trapo es ideal para la reproducción de obras de arte, ya que su textura añade gran profundidad y carácter a las impresiones fotográficas. Sin embargo, son bastante difíciles de calibrar en la impresión.

Papeles fotográficos RC

Papeles fotográficos RC: El papel RC, también conocido como papel revestido de resina, se utilizaba en las impresiones del cuarto oscuro. Hoy en día, los papeles RC también funcionan en papeles fotográficos de inyección de tinta. Un papel RC (Resin Coated) para uso digital consiste en una base de alfa-celulosa recubierta con una película de plástico de polietileno que se trata con un recubrimiento microporoso en la cara imprimible.

¿Cómo-saber-cuál-es-el-mejor-papel-fotográfico?

Cómo escoger el papel fotográfico ideal

Aparte del acabado del papel fotográfico, hay otros elementos que hay que tener en cuenta a la hora de elegir el mejor papel para tus necesidades. 

En primer lugar, hay que tener en cuenta el grosor del papel fotográfico: cuanto más grueso sea el papel, más resistente y duradero será. Este parámetro se calcula en gramos por metro cuadrado, por lo que una resma suficientemente resistente debe tener un peso de al menos 200 g/m2. 

Por último, otro elemento que hay que tener en cuenta es la fecha de caducidad y la duración del papel: en cuanto a la fecha de caducidad, lo mejor es comprobarla en el envase antes de comprarlo, mientras que a continuación ofrecemos algunos consejos útiles sobre la duración.

Una buena impresión fotográfica depende del tipo de impresora y del proceso de impresión utilizado, de la calibración de los componentes y del tipo de papel fotográfico utilizado.

Antes de analizar cada uno de los materiales de impresión, nos centraremos en los tres tipos principales de impresión de una imagen fotográfica digital: la impresión por sublimación térmica, la impresión cromógena (C-Print) y la impresión por inyección de tinta.

Tipos de impresión de una imagen fotográfica

 Impresión por sublimación térmica

La impresión por sublimación es un proceso de transferencia de color basado en el calor. En estas impresoras, el color contenido en los cartuchos, en forma de polímero de estado sólido, se calienta a altas temperaturas, se sublima y se difunde sobre la superficie de contacto. 

Este tipo de impresión se caracteriza por una durabilidad excepcional y funciona muy bien en diversos materiales como el poliéster y los textiles, pero apenas alcanza los niveles de los otros dos procesos de impresión. También es bastante problemático en blanco y negro, ya que adquiere una predominancia azul o púrpura en la impresión.

Impresión por chorro de tinta

La impresión por chorro de tinta es una tecnología de impresión que consiste en proyectar diminutas gotas de tinta sobre el sustrato a imprimir. Hay que distinguir entre dos tipos de tintas, las basadas en colorantes (llamadas "Dye") y las basadas en pigmentos (llamadas "pigmentadas"). Las tintas pigmentadas son mucho más caras de producir y se utilizan principalmente en impresoras profesionales o semi-profesionales porque son más resistentes a la luz, la humedad y el ozono.

Impresión cromógena (C-Print)

La impresión cromógena en color, también conocida como C-Print, combina las posibilidades de la impresión digital con las características de la impresión analógica tradicional. Este método de impresión, llamado así por el proceso original de impresión fotográfica en color desarrollado por Kodak, utiliza papeles sensibles a la sal de plata. 

Los papeles se exponen a través de un equipo de ampliación fotográfica digital, comúnmente llamado equipo "Lambda". Estas máquinas han evolucionado a partir de las ampliadoras fotográficas clásicas y utilizan rayos láser como fuente de luz. Hoy en día, las máquinas más potentes son las que tienen rayos láser de alta definición.

Tips-para-tu-mejor-opción-de-papel-fotográfico

Características técnicas del papel fotográfico 

La calidad de un papel fotográfico depende esencialmente de una serie de características técnicas:

- La gama de colores de un papel fotográfico receptor depende de la combinación del papel y la tecnología de la impresora. 
Cada papel tiene una representación de color diferente. El rendimiento suele ser ligeramente superior en los papeles brillantes, pero hay que tener en cuenta que no hay mucha diferencia entre un acabado brillante y uno semimate. Un gramaje inferior, en cambio, implica una peor reproducción del color negro en los papeles mate.

Durante la impresión, se utilizan determinados perfiles que indican a la impresora ciertas características del soporte de impresión para poder ajustar correctamente la salida de impresión. Estos perfiles se denominan perfiles ICC. Podemos utilizar los perfiles ICC como espacios de color simulados al trabajar con programas de edición fotográfica como Photoshop. Este proceso se denomina "soft proofing" y sirve para pre-visualizar el resultado.

- Peso: Es posible que nunca haya considerado la importancia del peso al imprimir una fotografía. Sin embargo, no hay que subestimar en absoluto su importancia. El gramaje evita que el papel se doble con facilidad y proporciona un mejor aspecto. El peso de una fotografía suele expresarse en g / m2 (gramos por metro cuadrado). 

Por ejemplo, si el gramaje es de 100 g/m2, significa que un metro cuadrado de papel de esta calidad pesará 100 gramos. En general, se recomienda elegir un papel más pesado, sin embargo, si estamos imprimiendo en casa debemos tener cuidado de comprobar el peso y la densidad máxima que acepta nuestra impresora. De hecho, hay impresoras que no aceptan papel muy pesado.

- Densidad o calibre: Cuando hablo de densidad o calibre, me refiero al grosor del papel. La densidad se mide en milímetros o milésimas de pulgada, y aunque generalmente está relacionada con el peso, también se pueden encontrar papeles de densidad similar pero con un peso muy diferente. De nuevo, si imprimimos en casa, debemos comprobar el calibre que admite nuestra impresora.

- Opacidad: Cuanto mayor sea la opacidad de un papel, menor será la posibilidad de que la tinta atraviese el papel, evitando así los molestos atascos y la mezcla de colores. Esto es especialmente relevante cuando se desea imprimir imágenes por ambas caras, por ejemplo, en la producción de libros de fotos. Normalmente, la mayoría de los papeles fotográficos tienen una opacidad del 94% al 97%.

- Brillo: El brillo es un parámetro que nos indica el grado de blancura del papel. El brillo se expresa en números entre 1 y 100. No obstante, hay que tener en cuenta que no todos los fabricantes indican su grado de brillo.

- Textura: Cada papel tiene una textura diferente. La textura afecta a la gama tonal, la representación de los detalles, la capacidad de reflejar la luz y da un efecto estético particular a la imagen.

- Tamaño de la impresión: los papeles fotográficos están disponibles en una gran variedad de tamaños. Antes de imprimir una imagen fotográfica, tenemos que conocer los posibles tamaños de impresión y tratar de averiguar qué tamaño queremos que tenga nuestra imagen impresa. Si nuestra elección recae en un tamaño muy grande, siempre es mejor hacer una prueba del resultado final en una copia pequeña de 10 x 15, para ver cualquier error a tiempo o si imprimimos una tira de prueba nosotros mismos.

- Compatibilidad: Si imprimimos en casa, antes de comprar cualquier marca de papel fotográfico, debemos asegurarnos de que nuestra impresora es compatible con el producto elegido.

¿Qué es una estampa artística (Finer art)?

La impresión fotográfica de alta calidad, conocida como impresión artística, es utilizada por los aficionados y los profesionales de la fotografía para garantizar una reproducción superior de la imagen y su durabilidad. 

La diferencia entre un tipo de papel artístico y un papel fotográfico normal radica en la composición del papel. Los papeles para bellas artes se fabrican con fibras naturales (principalmente algodón o alfa-celulosa) y no utilizan cloro para el blanqueo, lo que garantiza una mayor duración de las imágenes fotográficas.

La vida útil de una foto impresa

La vida útil de una foto impresa depende de muchos factores diferentes, como el tipo de impresión y el tipo de papel utilizado. Los papeles más caros suelen garantizar una mayor duración de la copia en términos de años. Por ejemplo, los papeles de Hahnemühle fabricados con tintas resistentes a los rayos UV (tintas pigmentadas) pueden durar más de 100 años.

Sin embargo, también hay factores externos que tendrán un gran impacto en la vida de un ejemplar.

- La humedad puede ser un enemigo tanto al imprimir como al guardar la copia. El ambiente ideal durante la impresión debe ser de alrededor del 50% de humedad. Un exceso de humedad podría dejar el papel ondulado, dificultando su paso por la impresora y podría causar daños en los cabezales de la misma.

- Calor: La temperatura ideal para la impresión es entre 20 y 30 grados centígrados. Las temperaturas más bajas o más altas pueden dar lugar a una mala calidad de las copias o a una mayor probabilidad de fallo de la impresora.

- Ozono: El gas ozono está en todas partes, tanto en el exterior como en el interior. Su influencia provoca el desvanecimiento del gas de las fotos impresas con tinta a base de colorantes con el paso del tiempo. Es aconsejable guardar las copias en protección de archivo o en un marco con cristal.

-Luz: Los rayos ultravioleta también son peligrosos para las fotos impresas. Es importante guardar las fotos de forma que estén protegidas de la radiación UV. Para ello, guárdelas en un cajón bajo techo, o protegerlas en un álbum de archivo o enmárcalas con cristal.

Otros consejos: Evita guardar las impresiones en la misma habitación en la que están almacenadas o utilizar pinturas, barnices o disolventes. Ten cuidado de no frotar las hojas de una impresión fotográfica entre sí: la superficie de las fotos es muy sensible a la abrasión, especialmente los soportes mate. 

Evita tocar la superficie con las manos, ya que pueden estar manchadas de grasa. Es mejor utilizar guantes especiales. Coloca siempre papel de seda sin ácido o una hoja de polietileno (o poliéster) entre cada fotografía impresa.

Otras lecturas recomendadas

No hay comentarios

Publicar un comentario

Los datos de tus comentarios están seguros
Responsable: Dania Beatriz Fotografías
Finalidad: Moderar comentarios
Legitimación: Das tu consentimiento
Destinatario: Plataforma de blogger.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos.